viernes, 29 de mayo de 2015

“El Propósito de Vida”



CONFERENCIA DE BERNARD ROUCH en la Casa del Tibet, en Barcelona, el 24/10/14
EL PROPÓSITO DE VIDA, cómo reconocerlo y activarlo.

¿Cuál es el sentido de nuestra vida? ¿Cómo recorrer lo que hemos venido a hacer en la tierra? ¿Cuál es el contrato sagrado que aceptamos antes de nacer? ¿Por qué hemos elegido nacer de nuestros padres y no de otros? ¿Qué significado tienen los obstáculos que nos encontramos?

Esta conferencia es una oportunidad para reconocerse como un ser completo, espiritual, mental, emocional y físico. Para encontrar nuestro camino interior y desarrollar la percepción a las señales que nos muestra la vida y facilitar nuestra toma de decisiones.






“El Átomo Semilla”
Práctica de ejercicio de meditación propuesto por Bernard Rouch



Bernard es terapeuta energético y está especializado en las terapias Egipcio-Esenias.

Con este ejercicio intentamos conectar con nuestra alma, con nuestro ser superior, allí donde ubica el átomo semilla que todos portamos.

terapie.org
timefortruth.es

Las creencias – J. Krishnamurti

 J. Krishnamurti
“Una de las cosas en que a mi parecer uno lo acepta todo ávidamente, lo da todo por sentado, es la cuestión de las creencias.

Yo no ataco las creencias.

Lo que tratamos de hacer en la tarde de hoy es descubrir por qué aceptamos las creencias; y si podemos comprender los motivos, las causas de esa aceptación, quizá podamos no sólo entender por qué hacemos tal cosa, sino asimismo librarnos de ella.

Porque uno puede ver cómo las creencias religiosas, políticas, nacionales y de diversos otros tipos, separan a los hombres, cómo crean conflicto, confusión ¿antagonismo, lo cual es un hecho evidente; y, sin embargo, no estamos dispuestos a renunciar a ellas.

Existe el credo hindú, el credo cristiano, el budista, innumerables creencias sectarias y nacionales, diversas ideologías políticas, todas en lucha unas con otras y procurando convertirse unas a otras. Claramente podemos ver que las creencias separan a la gente, crean intolerancia.

 ¿Pero es posible vivir sin creencia?

Eso puede descubrirse tan sólo si uno logra estudiarse a sí mismo en relación con una creencia.

¿Es posible vivir en este mundo sin una creencia; no cambiar de creencias, ni substituir una por otra, sino estar enteramente libre de toda creencia, de suerte que uno haga frente a la vida de un modo nuevo a cada minuto?

La verdad, después de todo, está en esto: en tener la capacidad de enfrentar todas las cosas de un modo nuevo, de instante en instante, sin la reacción condicionante del pasado, para que no haya ese efecto acumulativo que obra como barrera entre uno mismo y aquello que es.

Evidentemente, la mayoría de nosotros acepta o adopta creencias ante todo porque en nosotros hay temor. Sentimos que, sin una creencia, no sabremos qué hacer.

Entonces utilizamos la creencia como una norma de conducta, como dechado de acuerdo con el cual encauzamos nuestra vida. Y también creemos que puede haber acción colectiva gracias a la creencia. Así, pues, en otras palabras, consideramos que para actuar se necesita una creencia.

¿Y es ello así? ¿La acción requiere creencia?

Es decir, siendo la creencia una idea, ¿hace falta ideación para actuar? ¿Qué está primero, la idea o la acción?

Primero, sin duda, está la acción, que es placentera o penosa; y según eso elaboramos diferentes teorías. La acción, invariablemente, aparece primero.

¿No es así?

Y cuando hay temor, cuando existe el deseo de creer para poder actuar, entonces interviene la ideación.

Ahora bien, si reflexionáis, veréis que el temor es una de las razones para que haya deseo de aceptar una creencia. Porque, si no tuviéramos creencia alguna, ¿qué nos sucedería? ¿No nos causaría pavor lo que pudiera ocurrir?

Si no tuviéramos ninguna norma de acción basada en una creencia (ya sea en Dios, en el comunismo, en el socialismo, en el imperialismo), o en tal o cual fórmula religiosa, o en algún dogma que nos condicione, nos sentiríamos totalmente perdidos, ¿no es así?

Y esa aceptación de una creencia, la ocultación do ese temor, ¿no es acaso el miedo de no ser realmente nada, el miedo de estar vacío?

Después de todo, una taza sólo es útil cuando está vacía; y una mente repleta de creencias, de dogmas, de afirmaciones y de citas, es en realidad una mente incapaz de crear, y que lo único que hace es repetir.

Y el huir de ese miedo -de ese miedo al vacío, a la soledad, al estancamiento, de ese miedo de no llegar, de no triunfar, de no lograr, de no ser algo, de no llegar a ser algo- es sin duda una de las razones por las cuales aceptamos las creencias tan ávida y codiciosamente. ¿No es así?

¿Y podemos entendernos a nosotros mismos mediante la aceptación de una creencia?

Todo lo contrario. Es obvio que una creencia, política o religiosa, impide la propia comprensión. Obra a modo de pantalla a través de la cual nos miramos a nosotros mismos.


¿Y podemos mirarnos a nosotros mismos sin creencia alguna?

Si suprimimos esas creencias -las muchas creencias que uno tiene- ¿queda algo para mirar?

Si no tenemos creencias con las cuales la mente se haya identificado, entonces la mente, sin identificación alguna, es capaz de mirarse a sí misma tal cual es; y ahí, ciertamente, está el comienzo de la propia comprensión.

Si uno tiene miedo, si, encubierto por una creencia, existe el temor; y si, al comprender las creencias uno se enfrenta con el miedo sin el tamiz de las creencias, ¿no es entonces posible librarse de esa reacción del miedo?

 Es decir, ¿es posible saber que uno tiene miedo y permanecer ahí sin escapatoria alguna?

Estar con lo que es resulta mucho más significativo y tiene más valor, por cierto, que huir de lo que es mediante una creencia”.

Extracto del libro “El conocimiento de uno mismo” – Capítulo III – J. Krishnamurti

Frases de Helena Petronila Blavatsky

 Helena Petronila Blavatsky

Fortaleced tu alma contra las asechanzas del “yo”, hazla merecedora del nombre de “alma diamante”. H.P. Blavlatski
“El que no desempeña la tarea que tiene asignada en la vida, ha vivido en vano”. La Voz del Silencio. H.P Blavatsky

“La Mente es el gran destructor de lo Real. Destruya el discípulo al Destructor” Helena Petronila Blavatski (La Voz del Silencio)

“No puedes recorrer el sendero antes que el sendero seas tú mismo” Blavatski

“La Filosofía Esotérica concilia todas las religiones, las desnuda de sus ropajes humanos externos y demuestra que la raíz de cada una de ellas es la misma de todas las demás religiones”. H.P.B.

“Antes de que el alma pueda ver, debe haberse alcanzado la Armonía interior, y los ojos carnales han de estar cegados a toda ilusión” Helena Petronila Blavatski. La Voz del Silencio.

Satyât nâsti paro dharmah. “No hay religión más elevada que la verdad” Helena Petronila Blavatski. Doctrina Secreta.

“El temor, mata la voluntad y paraliza toda acción. Si de la virtud Shîla (armonía en la palabra y acción) está falto, el peregrino tropieza y los guijarros kármicos lastiman sus pies en el pedregoso sendero.” H.P. Blavatsky La Voz del Silencio 3

“(…) así como cae exánime la mariposa en el umbral, sorprendida por el cierzo helado, así también todos los pensamientos terrenos deben caer muertos ante el templo.” H.P. Blavatsky La Voz del Silencio 3

“(…) la mente es parecida a un espejo; se cubre de polvo mientras refleja. Necesita de las suaves brisas de la Sabiduría del alma para que arrebaten el polvo de nuestras ilusiones. Procura fundir tu mente con tu Alma.” H.P. Blavatsky La Voz del Silencio 2

“No separarás tu ser del SER y de los otros seres; antes sumirás el Océano en la gota, y la gota en el Océano. Así estarás en perfecta armonía con todo cuanto vive; amarás a los hombres, como si fuesen todos ellos tus compañeros y hermanos, discípulos de una misma tierna madre.” H.P. Blavatsky La Voz del Silencio 3

“Cuanto más avances, tantos más lazos encontrarán tus pies. El sendero que a la meta conduce está iluminado por una luz única, la luz del arrojo, que arde en el corazón. Cuanto más osa uno, tanto más obtendrá. Cuanto más teme, tanto más palidecerá aquella luz, la única que puede guiarle.” H.P. Blavatsky La Voz del Silencio 3

“Para lograr el conocimiento del Espíritu, es indispensable la pureza de corazón: Desechando todo mal pensamiento, manteniendo el ánimo sosegado sin jamás agitarse, ni irritarse por nada.” BLAVATSKI

“La mente que es esclava de los sentidos, hace al alma tan inválida, como el bote que el viento extravía sobre las aguas”  -Blavatski

No permitas que el sol ardiente seque una sola lágrima de dolor, antes que tú la hayas enjugado en el ojo del que sufre. -BLAVATSKI

“Busquemos la verdad, con la confianza de un niño, y la voluntad de un iniciado” -BLAVATSKI

“No creas que viviendo en selvas sombrías, en orgulloso retiro y apartamiento de los hombres, no creas tú que alimentándote sólo de hierbas y raíces y mitigando la sed con la nieve de la gran Cordillera; no creas tú, devoto, que todo esto pueda conducirte a la meta de la liberación final.” (H.P. Blavatsky. La Voz del Silencio 2)

http://www.samaelgnosis.net/frases/blavatsky.htm

jueves, 28 de mayo de 2015

“Cuando el Cuerpo del Dolor Despierta” Eckhart Tolle.


El cuerpo de dolor despierta de su estado durmiente cuando tiene hambre, cuando es hora de reaprovisionarse. Alternativamente puede dispararse por un evento en cualquier momento. El cuerpo de dolor que está listo para alimentar puede utilizar el evento más insignificante como un disparador, algo que alguien dice o hace o hasta un pensamiento. Si viven solos o no hay nadie cerca en el momento, el cuerpo de dolor se alimentará de los pensamientos de ustedes.

De pronto su pensamiento se vuelve profundamente negativo. Ustedes estaban posiblemente inconscientes de que justo antes del influjo del pensamiento negativo una ola de emoción invadió su mente – como un estado de ánimo oscuro y pesado, como ansiedad o una ira feroz. Todo pensamiento es energía y el cuerpo de dolor se alimenta ahora de la energía de sus pensamientos. Pero éste no puede alimentarse de cualquier pensamiento. No necesitan estar particularmente sensibles para notar que un pensamiento positivo tiene un sentimiento-tono totalmente diferente al de uno negativo. Es la misma energía, pero vibra en una frecuencia diferente. Un pensamiento feliz, positivo es indigerible para el cuerpo de dolor. Solamente se puede alimentar de pensamientos negativos porque solamente los pensamientos negativos son compatibles con el propio campo de energía de éste.

Todas las cosas son campos de energía vibratorios en movimiento incesante. La silla en la que se sientan, el libro que sostienen en sus manos, ambos parecen sólidos e inmóviles solamente porque es así como sus sentidos perciben la frecuencia vibratoria de estos, por así decirlo, el movimiento incesante de las moléculas, átomos, electrones y partículas subatómicas que de conjunto crean lo que ustedes perciben como silla, libro, árbol o un cuerpo. Lo que percibimos como materia física es energía en vibración (en movimiento) en un rango particular de frecuencias. Los pensamientos consisten en la misma energía que vibra a una frecuencia superior que la materia y es la razón por la cual los mismos no pueden ser vistos o tocados. Los pensamientos tienen su propio rango de frecuencia, siendo los pensamientos negativos los que se ubican en el extremo inferior de la escala y los pensamientos positivos en el extremo superior. La frecuencia vibratoria del cuerpo de dolor resuena con la de los pensamientos negativos y es la razón por la cual esos pensamientos pueden alimentar al cuerpo de dolor.

El patrón usual de pensamiento que crea la emoción se invierte en el caso del cuerpo de dolor, al menos inicialmente. La emoción proveniente del cuerpo de dolor gana rápidamente el control de su pensamiento y una vez que el cuerpo de dolor se ha apropiado de su mente, su pensamiento se vuelve negativo. La voz en su cabeza les estará contando historias tristes, de ansiedad o de enojo respecto a ustedes mismos o a su vida, acerca de los demás, acerca del pasado, del futuro o de eventos imaginarios. La voz estará culpando, acusando, protestando, imaginando. Y ustedes se identifican plenamente con lo que la voz les dice, creyendo en todos los pensamientos distorsionados de ésta. En ese punto, se ha instalado la adicción a la infelicidad.

No se trata tanto de que ustedes no puedan detener su tren de pensamientos negativos, sino de que ustedes no quieren hacerlo. Esto se debe a que el cuerpo de dolor en ese momento está viviendo a través de ustedes, pretendiendo ser ustedes. Y para el cuerpo de dolor, el dolor es placer. Éste devora ávidamente cada pensamiento negativo. De hecho, la voz usual en su cabeza ahora se ha convertido en la voz del cuerpo de dolor. Ha tomado el mando del diálogo interno. Se establece un círculo vicioso entre el cuerpo de dolor y el pensamiento de ustedes. Cada pensamiento alimenta al cuerpo de dolor y a su vez el cuerpo de dolor genera más pensamientos. En algún punto, después de unas cuantas horas o hasta unos cuantos días, éste se ha reabastecido y regresa a su estado durmiente, dejando tras de sí un organismo agotado y un cuerpo que está mucho más susceptible a la enfermedad. Si esto les suena a ustedes como un parásito psíquico, lo es. Es exactamente lo que es.

La Verdad Holística


Hola que tal amigos! Hoy hablaremos sobre la verdad y cuál es su naturaleza. Todo esto claro, visto y explicado desde mi propio punto de vista. Vamos allá!
El titulo de este artículo es, “La Verdad Holística”, título que comprende dos conceptos, la VERDAD y el HOLISMO.
Hace algún tiempo atrás escribí un artículo llamado, “El Pensamiento Holista”. Acá retomare brevemente el concepto para introducirnos al tema.
El Holismo, o disciplinas Holísticas, son el arte ver las cosas como un TODO. Mientras muchas disciplinas intentan dividir al objeto de estudio en partes para analizarlo, las disciplinas Holísticas, y el Holismo intentan ver al ente como un todo integrado, donde todas las partes que lo componen son únicas e inseparables.
Fue el filosofo Aristóteles quien contribuyo al principio fundamental del Holismo, el cual dice:
“El todo es mayor que la suma de sus partes.”
Esto nos quiere decir, que una disciplina holística que intenta ayudar a sanar a un hombre, nunca separaría al hombre (EL TODO) de sus componentes (PARTES)emocionales, físicas, mentales y espirituales. Una disciplina holística integraría todas las componentes del hombre en un TODO y analizaría todas sus partes para ayudarlo a sanarse de un malestar físico, que muy posiblemente tenga orígenes en componentes emocionales, físicas, mentales o espirituales.
Por esto, para el Holismo, el ser humano es mucho más que un par de huesos, órganos y carne juntas…pues como dice su principio fundamental, el todo (EL HOMBRE) es mayor que la suma de sus partes. Pues entre la unión de sus partes, existen cosas invisibles pero esenciales que estudiando al hombre por partes no se pueden ver. Como por ejemplo, las emociones, la mente y el espíritu.
Una vez explicado esto, podemos decir que el holismo es el arte de ver las cosas como un TODO e integrar en él todas sus partes sin intentar separarlas, pues todas ellas siempre se comunican e interactúan entre sí como partes de un propio sistema, increíblemente inter-conectado.
Ahora…que es la verdad??
Una de las definiciones de verdad es:
“Juicio o proposición que no se puede negar racionalmente y que es aceptado de forma general por una colectividad.”
Creo que, el concepto de “verdad”, para la mayoría de nosotros sería un juicio acerca de algo, que para nosotros es real, evidente y comprobable por nosotros y por los demás. Pero… que pasa cuando Mi Verdad, choca con otra verdad y ambas son reales, evidentes y comprobables??Aquí es cuando entran otras interrogantes… Quien tiene la verdad? …Acaso es posible que existan dos verdades? …Existe alguna verdad única o individual? Y…Cuál es la naturaleza de la verdad?
Importante!
Debo decir, que todo lo que aquí se está exponiendo, es justamente “Mi Verdad” sobre este tema. Pero para poder seguir adelante, necesito que mantengas una actitud abierta y consideres por un momento, que pasaría si yo tuviera razón? …estás listo/a? Sigamos entonces!
Justamente nos ocurrirá en más de una ocasión que “nuestra verdad” chocará con “otra verdad” de otra persona. Pero suele suceder que en aquellos momentos, una de las verdades se impone a la otra, y esa es generalmente la que es mayormente aceptada (colectivamente), pero no por eso es la real.
Gandhi decía:
“Aunque la verdad esté en minoría, sigue siendo la verdad.”
Y es que con esto se nos está diciendo, aún cuando nuestra verdad nadie la entienda, y pocos la compartan, esta sigue siendo nuestra verdad. Y lo seguirá siendo hasta que alguien nos la muestre errónea.
Es aquí donde para mi, existen dos tipos de verdad. La primera es una verdad individual y personal… es esa verdad que todos tenemos, que todos intentamos defender en alguno que otro momento. Es este tipo de verdad, la verdad individual, la que comúnmente choca con otras verdades individuales de otras personas.
Pero existe una verdad mayor a la verdad individual, esa para mí, es la Verdad Holística. Este tipo de verdad comenzó siendo una verdad individual… pero en el camino fue adaptándose, cambiando, incorporando diversos puntos de vista de muchas personas, temáticas y orientaciones. Hasta que logro encontrar un punto de intercepción entre muchas verdades. Donde en dicho punto, todas las verdades individuales tienen razón, pues la verdad Holística las integra y es global a todas ellas.
Un ejemplo muy claro de verdad Holística es el siguiente:
Va una persona y dice que la verdad es un circulo!…
(Obviamente su verdad individual es un círculo, pero cree que esa es una verdad absoluta para todos…)
Luego aparece otra persona e increpa a la primera diciéndole que está rotundamente equivocado, pues la verdad es un cuadrado…cómo no lo ves? Le dice…
(Acá están dos verdades individuales chocando…)
Luego aparece una tercera persona, y les expresa la verdad Holística…
-ambos tienen razón, pero la verdad no es completamente circulo ni cuadrado, la verdad es un cilindro! Pues desde un punto de vista se ve un cuadrado, y desde otro punto de vista se ve un círculo.
Evidentemente la verdad holística no tiene nada que chocar con nada, es tan simple pero eficaz, que logra integrar todas las verdades individuales en sí misma.
verdad holistica
La Verdad Holística por lo mismo, no tiene nada que competir ni demostrar a nadie, pues es inclusiva, es global. Pero existen dos situaciones donde se dan verdades holísticas. Una de ellas es donde se encuentran una verdad individual con una verdad holística.
Verdad holistica con verdad individual
En esta situación, quien tiene una verdad individual no es capaz de ver más allá de sus narices, puesto que solo ha sido capaz de ver el mundo desde un solo punto de vista, negando todos los demás… Es como en el ejemplo anterior, la persona que tenía una verdad individual y decía que era circulo… Esta persona con esa verdad individual no era capaz de ver más allá puesto que para hacerlo debía situarse en un punto de vista totalmente distinto del lugar de donde se encontraba.

Disposición al cambio.


Nuestro estilo de vida nos empuja a estancarnos en las rutinas y cuando nos enfrentamos a un mínimo cambio en estas, nos supone un auténtico quebradero mental y moral, nos venimos abajo y nos encontramos con una multitud de sentimientos encontrados. Estamos tan acomodados que al enfrentarnos a un sistema de crisis o cambio de paradigma obligatorio, nos derrumbamos y nos quedamos estáticos como un conejo ante los faros de un coche. Ese rechazo al cambio hace que las circunstancias que no controlamos acaben por atropellarnos, pero esto ocurre solo porque creemos que hay un orden que opera desde fuera y es superior a nuestro propio orden.

No solo nos supone un problema cambiar nuestra rutina, también nos plantea un drama cambiarnos a nosotros, nos quedamos dándole vueltas al coco pensando en el cómo o el por qué, sin llegar a ningún lado. Para el resto del mundo, somos algo que no somos, mostramos orgullosos esa pantalla de alta resolución, para esconder nuestras miserias, escondidos en la apariencia vivimos acomodados en un personaje que al final a la mínima zozobra no aguanta y se derrumba. Tememos el juicio al morir porque no somos capaces de juzgarnos en vida, la hipocresía nos delata y preferimos mirar el defecto ajeno que empezar a pulir los propios. Pero no es cuestión de ser perfectos, solo de ser mejores, conocernos un poco más y saber cuáles son nuestras posibles “taras”, pecados si eres religioso, errores si eres del lado de la razón.

No todo es moral o emocional, también tenemos que estar dispuestos a cambiar nuestra mentalidad. Poner en constante tela de juicio todo aquello que creemos asentado y damos por cierto, dudar de lo más sagrado, de lo más inamovible, poner bajo el microscopio absolutamente todo, para ir quitándonos capas y capas de creencias, que sin querer o queriendo, nos limiten.

Lo institucional, lo sistemático, lo recurrente, lo mental y lo espiritual. Hemos sido el fruto de múltiples programaciones y debemos ponerlas absolutamente todas en crisis, apartarlas e intentar vivir sin ellas. Si después de despojarte de unas cuantas te sientes mejor, con la mente más receptiva y abierta a nuevas posibilidades, estarás en el camino de tener el control sobre tus propios dogmas. Es importante que seamos capaces de poder ser impermeables, que cuando nos llegue el conocimiento, este no nos coarte y nos convierta en siervos creyentes.

El conocimiento mal asimilado, te convierte en un ignorante, ya que lo que admitas como cierto, indudablemente te hará crédulo, y como consecuencia rechazaras cualquier nueva opción, y por consiguiente, te convertirás en un Ser estático, integrado en un nuevo sistema, paradigma, rebaño. Es esencial que el conocimiento no tenga más poder que tú, que no transformes el saber en creencia, en dogma, porque acabaras atrapado y te será difícil salir de ahí.

Desconozco las creencias que aun puedas albergar, todos tenemos alguna, es inevitable ser presos de alguna creencia, pero esto debe ser una etapa a quemar, debemos adaptarnos a los tiempos que llegan, se acabó el tiempo de creer, se acabó estar agazapado temiendo a dios, esperando a Jesús o a los extraterrestres. Se acabó el buscar, se acabó el dar tumbos entre textos, técnicas y meditaciones. Llego el tiempo de saber, de conocer, de experimentar, de poner a prueba todo, de tomar las riendas, de tener el control. Esta es la disposición que debes asumir para aceptar el cambio, un cambio que puede llegar a ti y no estar preparado para reconocerlo.



Quizás al principio no sepas como ponerlo en práctica, o te cueste, porque has vivido con el piloto automático puesto demasiado tiempo, tratando de ser normal, de seguir la tendencia, de ser un ciudadano más insertado en el sistema, un trabajador, un votante, un consumidor. Intentar no ser señalado es lo que ha causado también tu inmovilismo y es lo que ha hecho que fabriques mascaras. El miedo es lo que te convierte en miembro “Honoris Causa” del rebaño, si temes a las críticas, al que dirán, al que pensaran, al cómo me miran o como me señalan, seguirás siendo un producto listo para ser cosechado. Todas esas críticas son halagos, esas son las señales que indican que estas saliendo del sistema, que no eres uno más, que tu voluntad está recuperando su autoridad, eres un ser soberano de sí mismo. Solo te queda saberlo y experimentarlo.

miércoles, 27 de mayo de 2015

LOS UNIVERSOS PARALELOS EXISTEN, Y SE INFLUYEN UNOS A OTROS


Los universos paralelos no solo existen, sino que además se influyen unos a otros

Científicos de Australia y EEUU publican en ‘Physical Review X’ una nueva teoría sobre los mundos múltiples

Un equipo de investigadores de la Universidad Griffith, en Australia, y de la Universidad de California, en Estados Unidos, proponen que los universos paralelos no solo existen sino que, además, interactúan entre ellos influyéndose unos a otros con una sutil fuerza de repulsión. Es decir, que en lugar de evolucionar de forma independiente, estos mundos cercanos se condicionan. Los investigadores creen que su teoría podría ayudar a explicar algunos de los fenómenos más extraños de la mecánica cuántica. Por Yaiza Martínez.

El concepto de universos o mundos paralelos hace referencia a la existencia de varios universos o realidades relativamente independientes, y ha alimentado la imaginación de los creadores de ciencia ficción durante décadas.

Así, encontramos numerosos ejemplos de ello entre la novela de 1884,Planilandia: Una novela de muchas dimensiones de Edwin Abbott Abbott y la película de Robert Zemeckis de 1985, Regreso al futuro, en la que el protagonista viaja al pasado y, cuando regresa, se encuentra con un futuro alternativo, por mencionar solo dos casos.

Pero, ¿acaso tiene este concepto una base científica? Parece ser que sí, pues el desarrollo de la mecánica cuántica(que se ocupa del estudio del mundo material a nivel microscópico), la búsqueda de una Teoría del Todo (que explique y conecte todos los fenómenos físicos conocidos) y otras hipótesis de la física actual han hecho entrever la posibilidad de la existencia de múltiples dimensiones y universos paralelos conformando un multiverso (un universo compuesto por múltiples universos).

De hecho, según explicaba en Tendencias21 en 2007 el físico del Laboratorio de Física Subatómica y de Cosmología de Grenoble, Aurélien Barrau, desde la ciencia “existen buenas razones para considerar seriamente la interpretación de muchos mundos de Hugh Everett”.

Una de ellas es bien conocida: la paradoja del gato de Schrödinger. En un experimento imaginario ideado en 1935, se encerró a un gato en una caja opaca con veneno. El animal tenía el 50% de probabilidades de vivir o morir, antes de que la caja se abriese y un observador “colapsara” o determinase una opción u otra. Sin embargo, si los universos paralelos realmente existiesen, nos dicen los físicos, ninguna de estas dos opciones sería más verdadera que la otra: el gato seguiría vivo en un universo y muerto en otro universo paralelo.

Lo curioso es que esta tercera opción, completamente contraintuitiva, permitiría explicar paradójicas cuestiones que emergen de la mecánica cuántica. Por eso, como explica Barrau, la física cuántica “se encuentra probablemente entre las primeras ramas de la física que han conducido a la idea del multiverso”.

Universos paralelos que se influyen

Desde esta perspectiva de búsqueda de explicaciones a los fenómenos más incomprensibles de la mecánica cuántica desde los universos paralelos, trabaja un equipo de investigadores de la Universidad de Griffith y el Centro Griffith de Dinámica Cuántica, en Australia; y de la Universidad de California, en Estados Unidos.

En este caso, lo que los investigadores proponen –y en esto radica la novedad de su planteamiento- es que los universos paralelos no solo existen sino que, además, interactúan entre ellos influyéndose entre sí por una sutil fuerza de repulsión. Es decir, que en lugar de evolucionar de forma independiente, estos mundos cercanos se condicionan unos a otros.

Los científicos Howard Wiseman, Michael Hall y Dirk-Andre Deckert muestran, además, en un artículo publicado en la prestigiosa revista Physical Review X, que tal interacción podría explicar todos los elementos extraños de la mecánica cuántica que, cuando se aplica a escala macroscópica, “parecen violar las leyes de causa y efecto”.

Según un comunicado emitido por la Universidad Griffith a través de Eurelakert, el profesor Wiseman y sus colaboradores proponen más concretamente lo siguiente. Por un lado, que el universo que experimentamos es sólo uno entre un número gigantesco de mundos. Algunos de estos son casi idénticos al nuestro, pero la mayoría son muy diferentes.

Por otro lado, los científicos plantean que todos estos mundos son igualmente reales, existiendo continuamente a través del tiempo; y que poseen propiedades precisas. Asimismo, señalan que todos los fenómenos cuánticos surgen de una fuerza universal de repulsión entre los mundos ‘cercanos’ (es decir, similares), que tiende a hacer que estos sean más disímiles.